Archivo de la categoría: Exprimiendo la neurona

♫Que llueva, que llueva, la virgen de la cueva♫

Últimamente estoy muy quejica y el martes,  preparando en mi cabeza el siguiente post del blog , estaba  considerando seriamente  escribir una ácida diatriba sobre el  impetuoso verano que se nos  había colado sin permiso y que me tenía de un  genio imposible. El estío se me estaba convirtiendo en hastío y eso que no hace su entrada oficial sino hasta el 21 de junio. Resultó que esa misma tarde, un muro de espesas nubes grises cubrió el sol y desde entonces, al triste,  no se le ha vuelto a ver el pelo. La lluvia lleva azotando mi ventana dos noches seguidas( lo que significa que he dormido como un bendito),  los termómetros han caído en picado y tocó volver a echar mano de abrigos ,chaquetas, mantas y colchas. Hasta allí , todo muy bien, pero yo me quedé sin tema para quejarme.

Yo sé que  los amantes del verano disentirán de mi opinión, pero ¿qué puedo yo hacer?. La lluvia tiene ese efecto en mí , me pone inexplicablemente de buen humor.

Así que en lugar de quejarme, ejercitaré mi neurona  siguiendo con mi lista de cosas que no quiero olvidar:

10.- Es oficial: Los helados son mi perdición y los de Nestlé- valga aclarar que no me pagan por hacer publicidad- se merecen una ovación apoteósica por el Magnum Gold que, con su centro de helado de vainilla veteado de caramelo, recubierto con una capa de  caramelo salado y otra capa de chocolate blanco-dorado, me hace blanquear los ojos y crispar los dedos de los pies con cada mordisco. ¡Gracias Benítez!

11.- John Mayer tiene razón…My body is a wonderland

12.- ¿Qué podrá significar que las imágenes tan comunes en esta época, de  gente tumbada en la playa bajo un sol abrasador, en lugar de provocarme envidia, me den sofoco? Ah sí, lo olvidaba: que soy una “rarita”

13.-José Saramago es un adorable irreverente.

14.-Por incómodo que pueda resultar, con los amigos no siempre se puede ser Suiza…

15.-Mala cosa el alcohol…Derriba muros que nos ha costado una vida construir.

16.-Importante: Cuando me ofrezcan licor de hierbas, debo huir despavorida.(Pato, esta va por tí)

17.-Zulema, obsesiones las justas

18.-Hubo una época en que  se me ocurrió que era hora de colgarme en el corazón el cartel de ovebooking.  Hoy me doy cuenta que es éste un músculo tan elástico,  que siempre hay  espacio para uno…o dos mas.( Haydee  y Pato ya tienen su sitio)

19.-Retomar el contacto con viejas y buenas amistades, es como un pellizquito agradable en el corazón.

Estoy terminando de escribir este post  y al mirar por el ventanal de la biblioteca, me sorprende un tímido reflejo dorado de sol y un cielo  azul queriendo abrirse paso a traves de unas pocas nubes  grises …¿será que se acabó la tregua?. Qué remedio. ¡¡Bienvenido el calor!!

Anuncios

¡La reina del mambo!

Tengo una enfermedad que posiblemente ha estado conmigo toda la vida , pero como la  condenada es silenciosa y muy disimulada, no fue sino hasta hace unos pocos años que me la han descubierto.

Se llama Hipotiroidismo y  no es grave. Nada que una pastillita por las mañanas no pueda resolver. A decir verdad, es más probable que me mate una tripa retorcida a que me mate la perezosa de mi tiroides .

Ahora, ¿a qué viene la mención de tal mal? Pues que entre algunos de sus síntomas está la caída del cabello, lo cual hace que cuide con mucho esmero los tres pelos que me quedan. Otro síntoma es el fallo en el termostato corporal(El calor me sofoca hasta el punto de ponerme agresiva y el frío me entumece hasta los pensamientos). Estos síntomas los  llevo más que bien y hasta podrían pasar  por excentricidades, pero el síntoma que me preocupa es  uno  que en medicina se llama “torpor mental”. Sutil término galeno para disimular una palabra más grosera , pero más eficaz: Idiotez mental.

El “torpor mental” implica que  falla la memoria y que  se  ralentizan el habla y los pensamientos. El habla todavía no se ha visto afectado, dan fe de ello los amigos que soportan mi incontinencia  verbal, pero si  he empezado a notar que cada día me falla más la memoria a corto plazo lo cual, olvidando por un momento que es el preludio del Alzheimer, hasta  tiene sus ventajas :

Me puedo reír de los mismos chistes una y otra vez, no puedo ser rencorosa ya que a los 10 minutos  se me ha olvidado el motivo del enojo, si un libro me gusta, cada vez que lo leo lo disfruto como si fuera la primera vez y difícilmente me aburro porque siempre tengo la sensación de que lo que hago es una novedad.

…Sin afán de ponerme trascendental, lo que no quiero perder son mis recuerdos y no por los recuerdos en sí, sino por las lecciones de vida implícitas en cada uno de esos recuerdos…Pongámoslo de esta manera: Me cansé de tropezar una y otra vez con la misma piedra(¡Ya era hora! , diría V).

Con ese fin en mente y pretendiendo exprimir al máximo hasta la última neurona que me quede, comienzo mi lista de cosas que no quiero olvidar:

1.-Limpiar la casa a ritmo de música dance me hace sentir la reina del mambo, pero…

2.-Las tareas del hogar merecen un mínimo de concentración o acabas aspirando la misma baldosa 15 minutos.

3.- Cuando Manola me dice” Haz chocolate si te apetece”, lo que en realidad quiere decir es” Haz chocolate que me apetece.”

4.Los  meteorólogos  no son de fiar. Si lo haces puedes acabar helándote el culo en tu paseo matutino…por algo mi amigo Denis les llama mentirólogos .

5.-Un muffin de fresa y chocolate blanco acompañado de  un capuccino puede ser una experiencia orgásmica.

6.-En esta época viajar en metro es un desperdicio.Madrid en primavera es un paisaje de Van Gogh.

7.-Una tarde con Benítez  y Olivar equivale a un chute de carcajadas con dolor de tripa como efecto secundario.

8-El entusiasmo es un virus altamente contagioso. Yo, que me creía inmune al fútbol, me sorprendí con los brazos en alto gritando eufórica por el gol del Atleti en la final del miércoles, lo que me lleva al último…

9.- En la vida tarde o temprano todo llega y nada, absolutamente nada, es imposible.De repente hasta el Atleti se convierte en campeón de Europa.